La mayoría de las autocaravanas que hay en el mercado son de hasta 3.500 Kg de MMA (Masa Máxima Autorizada, antiguamente denominada PMA), por lo que bastará con disponer del carnet tipo B para poder conducirlas.

Para vehículos de MMA superior al 3.500 Kg es necesario disponer vigente el carnet tipo C.