En esos casos, es muy recomendable vaciar los depósitos de agua para que la cal no los afecte ni a ellos ni a sus conductos, vaciar de agua el calentador y desconectar los bornes de ambas baterías, protegiéndolos para que no toquen piezas metálicas, o del motor. De esta manera no se descargará la batería de arranque de la autocaravana.